LITTLE OASIS

Nuestra ayuda a las familias más necesitadas de Phum Thmey

_B000676

Todos los niños de la aldea tienen la oportunidad de asistir al Viva la Vida Cultural Center y crecer educándose gracias a todas las actividades que desarrollamos.

Desde el primer día además, hemos estudiado las condiciones de vida de cada uno de ellos de manera minuciosa para poder proporcionar a aquellos que viven en condiciones precarias una ayuda más concreta.

En julio de 2018, gracias a una campaña de recaudación de fondos, nació el proyecto little Oasis.

En dos años, gracias a nuestra segunda campaña de crowdfunding, así como a las contribuciones de voluntarios y donantes hemos logrado resultados extraordinarios.

Después de haber hecho una lista de las familias más necesitadas, contribuimos a cambiar las condiciones de vida de más de 30 niños y sus familias al reparar y construir casas y baños, cubrir sus necesidades básicas, proporcionarles la atención médica que necesitan.

Desde Julio de 2019 contamos con un comedor social que da cabida a 28 niños y desde Agosto de 2020 8 niños viven en la casa, manteniendo siempre el contacto con sus familias, y coordinándonos para proporcionarle el mejor de los cuidados.

Contexto

Los principales problemas de Phum Thmey son el consumo excesivo de alcohol y drogas, el juego, la basura y la falta de respeto a la educación que todo niño debe recibir.

Desde julio de 2018, después de haber estudiado en detalle la situación familiar de la aldea de Phum Thmey, comenzamos a reconstruir y construir casas y baños desde cero para hacer frente a la situación sanitaria de muchas familias que vivían en condiciones inhumanas.

En Junio de 2019 abrimos un servicio de comedor en la casa de nuestro centro para ayudar a algunos de los niños más necesitados del pueblo. En nuestro comedor se sirven dos comidas fuertes al día, además de fruta y snacks. Nos encargamos además de proveerles de atención médica, ropa y zapatos, y útiles escolares. Participan en muchas actividades educativas dentro de la escuela y fuera del pueblo y dedicamos una especial atención a su rendimiento escolar, ofreciéndoles clases de refuerzo a aquellos que lo necesitan.

Desde agosto de 2020, 8 de estos niños se han mudado a la casa donde vivieron los voluntarios durante dos años hasta la llegada de la pandemia Covid19. Estos niños reciben toda nuestra atención, siendo nuestro objetivo asegurar que todas sus necesidades quedan cubiertas y que pueden dedicarse a disfrutar de su niñez y formarse para aspirar a un futuro mejor.

Todo esto es posible gracias al duro trabajo que se lleva a cabo día a día para organizar las actividades y la gestión de la casa y sobre todo para encontrar la financiación necesaria para asegurar la continuidad de este maravilloso proyecto. Viva la Vida se financia gracias a las donaciones puntuales, la contribución de los voluntarios, la adopción de nuestro centro y la venta de objetos solidarios.

Ponemos todo nuestro esfuerzo para ofrecer una ayuda cada vez mejor a los niños que asisten a nuestra escuela y nuestro objetivo para el futuro es hacer crecer cada vez más esta hermosa realidad.

119701504_1553999444800406_4062237240781180374_o
asoy
ahein
abuela

Ahein and Asoy

En noviembre de 2017, descubrimos la situación familiar de Asoy y Ahein y decidimos ayudarlos. Vivían con su madre, abuela y hermana mayor en una vieja casa de paja y plástico, en condiciones inhumanas y sin normas ni disciplina. El padre de Ahein y Asoy murió cuando eran muy pequeños en un accidente de tráfico y todos ellos malviven gracias al trabajo precario que realiza la madre como limpiadora del hogar.

En julio de 2018, reconstruimos su casa y construimos un baño para la familia con el objetivo de mejorar sus condiciones sanitarias y de vida.

Desde julio de 2019 Ahein come todos los días en nuestro comedor, cubrimos sus necesidades básicas y atiende nuestra escuela, siguiendo un programa para reforzar su educación. A partir de julio de 2020 Asoy comenzó a venir también a nuestro comedor y a recibir los mismos cuidados que su hermano. Desde agosto de 2020 Ahein y Asoy pasaron a vivir en nuestra casa, con lo que resulta más fácil su seguimiento.

Nuestro principal objetivo es cuidarlos de la mejor manera posible, tratar de educarlos por todos los medios, en un ambiente más disciplinado y en el futuro crear una oportunidad laboral para ellos.

Asol, Asal, Alin, Alon

En junio de 2019 descubrimos la situación familiar de Asol, Asal, Alin y Alon y decidimos ayudarlos. Los padres emigraron a Tailandia por trabajo y dejaron a los niños en el pueblo junto con su abuelo, un anciano al que le costaba cuidarlos. Estaban siempre perdidos por el pueblo, sin normas ni educación, faltando a menudo a le escuela pública.

 

Desde junio de 2019 Asol, Asal, Alin y Alon comen en nuestro comedor y reciben todo el cuidado, cariño y atención que merecen. Al igual que el resto de niños de Little Oasis participan en el programa educativo que hemos creado especialmente para ellos y nos encargamos de cubrir todas sus necesidades.

 

Desde agosto de 2020 Alon y Alin, los dos mayores, viven en la casa del centro, con lo que es más fácil ofrecerles esta ayuda y seguirlos de manera efectiva.

Nuestro objetivo principal con Asol, Asal, Alin y Alon es traer a sus padres de regreso al pueblo y continuar con ellos para seguirlos en un programa educativo que mejorará su futuro.

asolasal
vannysreylot
sokchea
makara
casa
casa2

Vanny, Srey Lote, Sokchea y Makara

Conocimos a estos niños cuando llegamos a la aldea de Phoum Thmey e inmediatamente nos dimos cuenta de que necesitaban ayuda. Vanny y Srey Lot vivían con su madre y su abuela en un sótano de la casa de su tía, junto a la madre de Sokchea y tía de Makara, quien también fue abandonado por sus padres en el pueblo junto con sus tías. En esta familia la educación no es un problema, las mujeres tratan de cuidarlos del mejor modo posible, pero las pésimas condiciones económicas les impiden vivir cómodamente. Sobreviven con dos pequeños comercios dentro del pueblo que no les permiten ganar ni el mínimo esencial para comer.

En agosto de 2018 construimos un baño junto a la casa de la madre de Sokchea para mejorar sus condiciones sanitarias.

En marzo de 2019, construimos un nuevo hogar para Srey Lot y la madre de Vanny, dándoles la oportunidad de contar, como otras familias del proyecto Little Oasis, con una vivienda digna.

A partir de julio de 2020 Vanny, Srey Lot, Sokchea y Makara vienen cada día a comer en nuestro comedor, cubrimos sus necesidades básicas, así como la atención médica que necesitan y forman parte de nuestro programa de apoyo educativo.

Desde agosto de 2020 Vanny vive, además, en nuestra casa. El principal objetivo para con estos niños es seguir su situación al detalle para asegurarnos de que estén bien atendidos y tratar de buscar mejores oportunidades para su futuro.

Srey Nit Family

Conocimos a Srey Nit en noviembre de 2017 e inmediatamente nos dimos cuenta de su crítica situación familiar. Vivía con su madre y su padrastro en malas condiciones, faltaba a la escuela, pues se vio obligada a trabajar y en ocasiones era maltratada por su hermana mayor.

En febrero de 2018 decidimos que debíamos ayudarla. Tenía por entonces tan sólo 13 años y empezó a vivir en nuestro centro junto a los voluntarios que durante dos años ayudaron a cuidarla y educarla.

En marzo de 2020, con la llegada de la pandemia Covid19, Srey Nit regresó a su casa y pasó seis largos meses cuidando a su madre enferma. En septiembre de 2020 su madre murió y ella volvió a vivir en nuestra casa junto al resto de niños. La cuidamos desde el primer día en todos los aspectos, cubrimos todas sus necesidades y la ayudamos especialmente con su educación y formación, preparándola para un futuro.

Srey Nit es la niña a la que más hemos seguido desde que trabajamos en Camboya y nuestro objetivo con ella es seguir cuidándola, asegurándonos de que no le falte nada en su vida diaria, ayudarla con su educción y formación y en el futuro, cuando esté lista, ayudarla a tener una buena oportunidad de trabajo.

 

46508485_1003999839800372_5066092733710467072_o
apoapannet

Apoa & Pannet

Conocimos a Apoa y Pannet en diciembre de 2017 y desde entonces han estado siempre activos en nuestro centro, participando con respeto en todas las actividades que se desarrollan en el centro. Los padres abandonaron el pueblo dejándolos con su abuela, una anciana que, a pesar de las dificultades económicas y de edad, trata por todos los medios de cuidarlos de la mejor manera posible.

En septiembre de 2018 construimos un baño junto a la casa de la abuela para mejorar las condiciones de vida de estos dos hermanos, su abuela, su prima y la familia de esta última.

Además a partir de julio de 2019 Apoa y Pannet han estado comiendo con nosotros y recibiendo todas las atenciones que se merecen. Desde agosto de 2018 Apoa vive en nuestra casa y es de los adolescentes que más ha absorbido la mentalidad del proyecto y que poco a poco adquiere mayor responsabilidad. Recibe toda la atención necesaria, es seguido constantemente y se ha convertido en el primer punto de referencia para todos los demás niños.

Nuestro objetivo con ellos es seguirlos de la mejor manera posible, buscando siempre oportunidades laborales para su futuro.

Piset, Pisai & Pisa

Piset, Pisay y Pisa son hijos de la hermana de Srey Nit, viven con sus dos padres pero ellos no los cuidan como un niño necesita. Están a menudo perdidos jugando por el pueblo, faltando a la escuela pública y sin que los padres se involucren en su educación.

Es por ello que desde agosto de 2019 Piset, Pisay y Pisa comen en nuestro comedor, lo que nos facilita poder ayudarles a cubrir sus necesidades básicas y además seguir con atención su crecimiento y educación. Además en mayo de 2020, para mejorar sus condiciones sanitarias, construimos un baño cerca de su casa para que pudiera utilizarlo toda la familia.

Nuestro objetivo para con estos niños es, aunque no está siendo fácil, tratar de encontrar una forma de colaboración con los padres para educarlos y conseguir mejorar sus oportunidades de futuro.

h
mfamily
house
h2

Nana, Vanna, Manet, Nun, Anau

Conocimos a estos niños en diciembre de 2017 e inmediatamente nos dimos cuenta de la complicada situación económica de su familia. Vivían en una vieja casa de hierro oxidado con su padre y su madre que, muy de vez en cuando, conseguían trabajos precarios.

En julio de 2018, para mejorar sus condiciones de vida, reconstruimos su casa y construimos un nuevo baño de hormigón.

En octubre de 2019 la madre se mudó a Phnom Pehn por motivos de trabajo y los niños quedaron desatendidos, volcando toda la carga familiar sobre Nana, la mayor de los hermanos. Desde ese momento decidimos ayudarles aún más y todos ellos comenzaron a comer cada día con nosotros y pasamos a encargarnos de cuidarles y cubrir todas sus necesidades.

A partir de septiembre de 2020 Nana vive en nuestra casa, con lo que puede tener algo más de espacio para estudiar y poder disfrutar algo más de su adolescencia. Además, nos ayuda mucho con el resto de sus hermanos y los niños, que la ven como un referente del centro.

Nuestro objetivo con ellos es tratar de arreglar las condiciones generales de esta familia de la mejor manera posible, seguirlos para mejorar su educación y formarles para conseguir unas mejores oportunidades de futuro.

Oudom, Srey Win & Srey Pin

Viven en el pueblo con sus padres que trabajan de forma precaria y ante situaciones problemáticas no pueden dar a sus hijos los cuidados necesarios.

En enero de 2020 esta familia se encontró ante una urgencia sanitaria por un problema que tuvieron los tres niños en los ojos. Los padres intentaron ayudarles por todos los medios, pero debido a la pobreza extrema en la que viven, no eran capaces de proporcionales la atención médica que necesitaban. Nos encargamos de solucionar el problema y a partir de ese momento decidimos cuidar a los niños dándoles la oportunidad de comer en nuestro comedor y ayudar a sus padres para cubrir las necesidades básicas de los tres, así como reforzar su educación haciéndoles participar en el programa educativo en el que están inmersos el resto de niños del proyecto Little Oasis.

oudom,sreywin,sreypin
sokong
soking

Sokong & Soking Family

Ellos también viven en el pueblo con sus padres que, debido a sus trabajos precarios, no pueden brindar a sus hijos los cuidados necesarios frente a situaciones complicadas.

En mayo de 2020 esta familia atravesó una complicada situación económica debido a problemas de salud y al nacimiento de un tercer hijo. Los padres no pudieron hacerse cargo de la situación y decidimos cuidar también a estos niños dándoles la oportunidad de comer en nuestro comedor y cubrir sus necesidades básicas, así como atender el programa de refuerzo escolar para los niños más vulnerables del pueblo.

Srey Toch & Sokunthea

Esta familia vivía en una casa vieja y sucia que era propiedad del jefe del padre. Vivían con el miedo de perder el trabajo y a la vez su hogar en cualquier momento y encontrarse, de un día para otro, con 5 hijas pequeñas y en la calle. La madre se dedica por completo a sus hijas, y el padre trabaja todo lo posible para llevar a casa el mínimo para poder comer y sacar adelante a su familia.

En marzo de 2019 nos dimos cuenta de que debíamos ayudarles construyendo una nueva casa y un baño en un terreno que poseían. Además, cuando nos percatamos de que lo necesitan les ayudamos a cubrir las necesidades básicas de las 5 hijas, ofreciéndoles atención médica e incluyéndolas en nuestro programa educativo de nuestra escuela.

Nuestro objetivo para con esta familia es tratar de ayudarles para que ellos mismos consigan salir adelante y construir un futuro mejor para ellos y sus hijas.

sreytoch
sokcheakc
sokcheakc2

Sokchea y su familia

Sokchea ha vivido durante años en el orfanato de Kampong Cham con sus hermanos. Le hemos ayudado desde hace tiempo creando pequeñas oportunidades que podía compaginar con sus estudios, además de comprarle las acuarelas que pinta para venderlas como objetos solidarios.

En febrero de 2020 descubrimos las condiciones inhumanas en la que vivía su madre con su hermano pequeño y su sobrino de 3 años. Decidimos ayudarles con la reconstrucción de una casa, que se inundaba en la época de lluvias, y la construcción de un pequeño baño para mejorar sus condiciones sanitarias.

Otras familias a las que hemos ayudado

Además de todas estas familias que forman parte del proyecto Little Oasis, hemos ayudado a otras dos familias de Phoum Thmey del pueblo colindante, Angkoun Dei a mejorar sus condiciones de vida. En Febrero de 2020 tuvimos la oportunidad de renovar sus casas y construir un baño para mejorar sus condiciones sanitarias.

phoumalesia
phoumthmey
alesiaangoun

Agradecemos sinceramente a todas las personas que nos dieron la oportunidad de hacer realidad un pequeño sueño para estos niños y sus familias.

Cómo contribuir al proyecto

Puedes ayudar de diferentes formas:

slide little oasi

GRACIAS A TODOS Y VIVA LA VIDA